El movimiento Retiro de conversión fue fundado por el sacerdote José Valdés y su finalidad es  llevar a Cristo aquellos lugares donde los brazos de la Iglesia no alcanzan a llegar, para atender a toda persona que busque un encuentro con Cristo, pero especialmente a las personas que son constantemente marginadas por la sociedad a partir de adicciones, tan presentes en nuestra comuna como el alcoholismo o la drogadicción.

Este movimiento funciona con 36 comunidades en la ciudad de Santiago, donde cada comunidad tiene su directiva, la cual esta unida a la iglesia a través de  un asesor espiritual, el padre Alfonso Fonseca. En la Parroquia el Señor de Renca, hay cuatro comunidades que trabajan constantemente, para transmitir el mensaje de Cristo, a aquellas personas, que no han tenido la posibilidad de escuchar la alegría del evangelio.